Los goles de Orellana y Aspas dan la victoria a los olívicos en su visita a la ciudad nazarí. Los locales acusaron su falta de pegada ante un conjunto que mostró que su fondo de armario también puede rendir a gran nivel. 

 

Resultados y clasificación 

 

0 – Granada CF: Andrés Fernández; Foulquier, Babin, Lombán, Biraghi; Rubén Pérez, Fran Rico (El Arabi, min. 46), Javi Márquez (Rober, min. 75); Rochina (Uche, min. 67), Success y El Arabi.

2 – RC Celta: Rubén Blanco; Jonny, Hugo Mallo, Cabral, Planas; Augusto, Wass; Señé (Pape Cheikh, min. 93), Orellana (Sergi Gómez, min. 88), Bongonda; e Iago Aspas (Guidetti, min. 81).

Goles:

0-1, min. 21: Orellana.

0-2, min. 45: Iago Aspas.

Árbitro: Martínez Munuera (Valenciano). Mostró cartulina amarilla a los locales Rochina, Success, Rubén Pérez y Uche y a los visitantes Iago Aspas y Planas.

Incidencias: Partido correspondiente a la decimosexta jornada de la Liga BBVA disputado en el estadio Nuevo Los Cármenes ante unos 15.000 espectadores.

 

Llegaban los de Berizzo a Granada con importantes bajas en su once y sorprendió el técnico argentino con las rotaciones. Señé y Rubén Blanco entraron en el once y dieron una respuesta rotunda a su preparador. El fondo de banquillo celeste puede rendir a gran nivel. Los de Sandoval, por su parte, mostraron una falta de pegada preocupante y que los deja coqueteando con el descenso, empatados a puntos con el Rayo Vallecano, que marca la última plaza antes de la salvación.

Empezaron mandando los nazaríes, que buscaron desde el comienzo la meta rival, pero con poco acierto en la definición. Peñaranda pudo anotar de chilena, pero se encontró con Rubén Blanco. Ahí se acabó el letargo del Celta, que reaccionó y comenzó a triangular y a imponer su ley en el centro del campo. Las coberturas de los extremos del cuadro vigués fueron claves para anular las puñalas por banda del Granada.

Señé, que estrenaba convocatoria en Primera División, fue uno de los futbolistas que llevó el timón del Celta. El mediapunta barcelonés participó en el primer gol del equipo. Gran pared con Iago Aspas y asistencia a Orellana, que empujaba al fondo de la red el balón y estrenaba el marcador. El tanto noqueó por completo a los granadinos, que cedieron el cuero a los olívicos. Bongonda y Señé pudieron ampliar las distancias, pero no acertaron a ver el fondo de la red. El segundo estrelló un balón en el larguero para esperanza de la parroquia local.

El Granada lo intentaba por banda y con combinaciones largas, pero fallaba en la definición y al llegar al área viguesa. Mucho toque y pocas ocasiones de peligro. La más clara en las botas de Success, pero un mal disparo del nigeriano impedía el empate. Y con los locales tocados moralmente, llegó la estocada final del Celta. Jonny llegó a la línea de fondo y sirvió un pase atrás para que Iago Aspas dejase el partido visto para sentencia. No falló el de Moaña, que anotaba en el último suspiro de la primera mitad. Mazazo y gol psicológico del que ya no se levantarían los de Sandoval.

La segunda mitad dejó poco que reseñar. El Celta trató de dormir el choque y lo consiguió, mientras que el Granada ni estaba ni se le esperaba en ataque. Planas y Success pudieron tomar el camino a los vestuarios, pero el colegiado decidió no mojarse y expulsar a ninguno de los dos futbolistas. Señé siguió brillando a gran nivel y Orellana mostrando un gran físico en las jugadas defensivas.

Lo intentaron los de Sandoval con disparos aislados, pero no alcanzaron a ver el fondo de la red. Si pudo completar un partido de ensueño Señé, pero una gran intervención de Andrés Fernández evitó el tanto del jugador del encuentro.

La victoria deja al Celta en cuarta posición y siguen soñando con Europa. La barrera de la salvación está más cerca y el nivel del equipo invita a soñar. Habrá que ver como afecta la más que probable marcha de Augusto Fernández al Atlético y la baja de Nolito en las próximas semanas. El Granada, por su parte, sigue inmerso en la zona baja y sus problemas de cara a puerta empiezan a preocupar. Veremos si deciden reforzarse en el mercado invernal para resolver estos problemas.

 

@Losotros18