Foto: Manu Boutureira

 

Viaxes Amarelle FSF: Leti Rojo; Patri Corral, Martita, Yaiza y María Gómez (cinco inicial), También jugaron, Cris Lourés, Lau Doce, Candela y Anna Escribano.

Penya Esplugues: Anna Muniesa; Roser, Marta Collado, Ruth e Irina Godó (cinco inicial). También jugaron, Pilar, Martita, Cèlia, Laia Beltrán; Anna, Ruth, Mireia Gómez y Belén.

Pabellón Sagrada Familia. Aforo limitado. Colegiados, Abdulay Ndoho y Gómez de Salazar Fernández del colegio riojano y vasco. Sin amonestaciones.

Goles: 0-1, min. 18 Belén

La Penya Esplugues comenzó de inicio creando mucho peligro sobre la porrería herculina, merced a la presión alta que permitía a Irina y Roser pusieron en apuros la zaga gallega. Con las primeras rotaciones la escuadra local conseguía equilibrar un partido que tenía mucho ritmo y con presencia infructuosa sobre ambas áreas. El paso de los minutos no impedía que ambas escuadras se siguieran desgastando sobre la cancha.

A la salida de una falta directa en tres cuartos de cancha, Belén remataba a portería y superaba por bajo a Leti Rojo que no podía impedir que le pasara el palón por bajo a pesar de rozarlo. Las locales intentaron rehacerse pero se llegaba al descanso con la exigua renta de las catalanas.

En la reanudación, la presión de la Penya Esplugues ahogaba la salida de balón de un Amarelle que no se encontraba cómodo sobre la cancha y que se sostenía con el buen hacer de Leti Rojo bajo palos. María Gómez tenía el empate en sus botas a seis minutos del final pero salvaba Muniesa bajo palos. A tres minutos de la conclusión, el conjunto herculino optaba por el juego de cinco. En los instantes finales, Muniesa se erigía en la principal protagonista con una última parada de mérito evitando el empate que no llegaría para las locales.