Foto: Amadeo Rey
Ficha técnica

3- SD COMPOSTELA: Pato; Saro, Soto, Guille Torres, Jimmy; Pablo Antas; Miki (Gabri Palmás, m.78), Bicho (Samu, m.90+2), Josiño (Baleato, m.61), Juampa (Hugo Sanmartín, m.61); y Brais Abelenda.

2- CORUXO FC: Alberto; Antón de Vicente, Andriu (Pablo Salgueiro, m.53), Pablo Crespo, Aitor Aspas; Jacobo Trigo, Borja Yebra (Pedro Vázquez, m.53); Álex Ares (Valiño, m.77), Chevi, Rivera (Chabboura, m.53); y Silva.

Goles: 1-0: Juampa, min.17; 2-0: Juampa, min.45+2; 2-1: Silva, min.58; 2-2: Chabboura, min.64; 3-2: Brais Abelenda, min.70.

Árbitro: Vicente Moral (Castilla y León). Amonestó a Pablo Antas y Brais Abelenda, por el Compos; y a Andriu, Jacobo Trigo, Pablo Crespo y Silva, por el Coruxo.

Incidencias: Estadio Verónica Boquete de San Lázaro (Santiago). Partido de la duodécima jornada de liga del Grupo 1 Subgrupo A de la Segunda División B disputado a puerta cerrada.

Santiago de Compostela, a 31 de enero de 2021.- La SD Compostela consiguió, ante el Coruxo, su segunda victoria consecutiva. Los blanquiazules superaron a un equipazo por 3-2, en un partido en el que tocó sufrir, pero en el que los tres puntos se quedaron en casa. Triunfo vital para un Compos que sigue creciendo en la clasificación y en este 2021.

Tras una gran primera mitad, los nuestros se marcharon al intermedio con ventaja de dos goles, ambos marcados por Juampa. El primero, en el 17, empalando un balón suelto, y el segundo, en el descuento, tras cabecear, con todo, un centro de Brais Abelenda. Pese al 2-0, el Coruxo empataría en la segunda tras los tantos consecutivos de Silva, en el 58, y Chabboura, en el 64. Pero aún quedaba lo mejor, ya que en el 70, Brais Abelenda marcaría un golazo desde fuera del área para que la victoria se quedase en tierras santiaguesas.

Con el mismo once que triunfó en Riazor, la SD Compostela buscaba en el fortín la segunda victoria consecutiva, tres puntos en el Vero Boquete que le ayudasen a impulsarse en la clasificación. Para ello, tendrían que superar a un Coruxo que llegaba a Santiago también después de una victoria.

Con la misión clara de dominar al rival con la posesión, los blanquiazules partieron de inicio muy incesantes con la pelota y buena prueba de ello fue la primera entrada de Juampa por banda, a los dos minutos, en la que Andriu tuvo que derribarlo antes de que entrase sólo en el área.

Fue un inicio, sobre todo, de mucho tanteo, con el Compos buscando los huecos en la zaga rival y el Coruxo intentando salir rápido a la contra. En ese choque de estilos, quienes salieron beneficiados fueron los nuestros, ya que a los diecisiete minutos se adelantarían en el marcador tras una jugada combinativa.

Bicho cambió la orientación del juego para la banda de Miki Villar, el lóstrego de Nigrán se fue de Rivera y puso un centro al que Brais Abelenda no llegó por muy poco. Con todo, el de Bembibre la tocó con la punta del pie y eso provocó que la pelota se quedase muerta para Juampa, quien entrando desde atrás fusiló a Alberto por el primer palo. Un latigazo con el que se estrenaba de goleador con la casaca blanquiazul.

Pese al tanto, reaccionaron los visitantes a los cincos minutos, en busca de la igualada. Silva controló el esférico en la espalda de Guille Torres y soltó un tiro cruzado que paró, a la perfección, Pato Guillén.

Respondiendo a los visitantes, el segundo estuvo a punto de caer cuando Juampa encontró a Josiño en la espalda de la defensa, el mediapunta de Bueu entró hasta el área y se la dejó para Bicho, pero el de Sada llegó forzado y se resbaló en el momento de empalarla.

En ese vaivén, de nuevo serían los vigueses los siguientes en avisar. Aitor Aspas ganó la línea de fondo y puso un centro medido al primer palo para la llegada de Chevi, pero el cabezazo cruzado del mediocentro se marchó rozando el palo.

Y las últimas de la primera parte, para el bando compostelanista. En primer lugar, Miki, con la izquierda, y Josiño, no fueron capaces de materializar una doble oportunidad, en el 38. El primero no cargó bien el golpeo en el punto de penalti y el segundo se encontró con Alberto en el tiro cruzado. Y, en segundo lugar, en la última acción del periodo, llegó el segundo.

Pablo Antas botó una falta desde la altura del pico del área, el balón se fue largo, pero lo controló Brais Abelenda, quien la colgó con inteligencia al otro palo y por allí, de nuevo, apareció Juampa. El extremo blanquiazul voló por el cielo del fortín para cabecear el servicio del delantero, empujando la pelota a la red y sellando su particular doblete.

El segundo de la tarde supuso todo un golpe anímico para los nuestros, justo antes del intermedio.

A la vuelta de los vestuarios, sin relajarse y con los mismos protagonistas, el Compos salió a por más y tuvo el tercero a los treinta segundos. Miki encontró a Brais Abelenda en la banda derecha, este la dejó para la entrada de Saro y el lateral, en el interior del área, buscó el disparo arriba, pero Alberto reaccionó a la perfección tirando de reflejos.

Sin embargo, quienes encontrarían el gol fueron los visitantes, en el 58. En una jugada embarullada, favorecido por varios rechaces, Silva se encontró sólo en el área y superó a Pato por bajo, recortando diferencias en el luminoso.

Pudo ampliar el Compos de nuevo la diferencia, a los tres minutos, a la salida de un córner, con un cabezazo de Baleato, en el primer balón que tocaba, que salió rozando el palo, pero quien volvería a marcar, para igualar la balanza, sería el Coruxo, en el 64.

De nuevo Silva, muy activo durante todo el encuentro, cazó el balón en la banda derecha, levantó a la cabeza y puso un gran centro para la entrada de Chabboura, quien remató de primeras llegando desde atrás. El delantero, fichado el pasado viernes, no pudo tener mejor estreno.

Pese al mazazo de verse de nuevo con el empate, el Compos sacó su orgullo y devolvió la alegría a la grada seis minutos más tarde. Brais Abelenda, pichichi blanquiazul, arrancó desde tres cuartos de campo, encontró el espacio entre la zaga y soltó un tremendo disparo raso que se coló por el primer palo. El de Bembibre volvió a llamar al gol con un latigazo impresionante.

Y dos minutos más tarde, en el 72, pudo caer el cuarto, pero inexplicablemente no entró. Brais dejó sólo a Hugo Sanmartín y el poeta definió cruzado a la perfección, pero cuando ya se cantaba el gol, un defensa apareció en el último segundo para sacarla bajo palos.

Con todo, no entró y tocó sufrir hasta el final. Los nuestros durmieron el encuentro como mejor saben, con la posesión del esférico, pero aún habría una última opción para el Coruxo. En una falta botada desde el centro del campo, Jacobo Trigo acabó controlándola en línea de fondo y puso un buen balón colgado al segundo palo, por donde apareció Valiño, pero el remate de este se fue contra el larguero. También tuvo el cuarto Gabri Palmás, recibiendo en campo contrario con Alberto fuera del arco, pero no fue capaz de disparar a portería.

Por todo ello, la victoria quedó en el fortín. No fue sencillo, enfrente estuvo un auténtico equipazo, pero los tres puntos, muy necesarios, se quedaron en Santiago gracias al 3-2 final. La SD Compostela sumó así su segundo triunfo consecutivo, el cual le permite ascender en la clasificación. Seis puntos vitales en este 2021, para encarar una nueva salida, la visita al Guijuelo este próximo sábado.