Foto: Amadeo Rey
Ficha técnica

2- SD Compostela  Pato; Saro, Álvaro Casas, David Soto, Jimmy; Pablo Antas; Miki (Gabri Palmás, m.82), Bicho, Brais Abelenda, Juampa (Josiño, m.65); y Primo.

2- Pontevedra CF: Mario, Aitor Núñez, Víctor Vázquez, Xisco Campos, Zabaleta; Jorge Fernández, Imanol García, Romay, Álex González (Oier Calvillo, m.60); Charles (Borja Martínez, m.71) y Rufo.

Goles: 1-0: Brais Abelenda, min.5; 1-1: Jorge Fernández, min.11; 2-1: Primo, min.44; 2-2: Imanol García, min.47.

Árbitro: Holgueras Castellanos (Castilla y León). Amonestó Bicho, por el Compos; y a Xisco Campos, Oier Calvillo, Charles y Romay, por el Pontevedra.

Incidencias: Estadio Verónica Boquete de San Lázaro (Santiago). Partido de la sexta jornada de liga del Grupo 1 Subgrupo A de la Segunda División B disputado ante 150 espectadores. Antes del inicio del encuentro se guardó un minuto de silencio en memoria de Diego Armando Maradona.

 

Santiago de Compostela, a 28 de noviembre de 2020.- La SD Compostela sigue sumando y sigue demostrando su gran nivel en la Segunda B. Los nuestros, en un auténtico partidazo, consiguieron igualar con el Pontevedra, 2-2, alcanzando los siete puntos en liga y manteniendo la imbatibilidad en el fortín. Sigue la racha blanquiazul, de un equipo que va a más semana tras semana.

Ante el líder, el Compos se puso dos veces por delante e incluso rozó el tercero en los últimos minutos, pero el duelo acabó en empate. En la primera mitad, Brais Abelenda abrió la lata en el 5, Jorge Fernández equilibró el marcador en el 11 y Primo volvió a poner a los compostelanistas por delante en el 44. Ya en la segunda, Imanol García empató de falta, en el 47, para dejar el resultado final con reparto de puntos.

Con el regreso de Primo al once titular, la SD Compostela volvía al fortín, acompañado esta vez de 150 abonados, con el propósito de llevarse un derbi de altura, ya que se medía al líder de la categoría, el Pontevedra. Sin complejos y con el juego que caracteriza a los nuestros, el Compos intentó dominar desde el minuto inicial a los granates por medio de la posesión y el plan inicial no pudo salirle mejor a Yago Iglesias, puesto que a los cinco minutos la grada volvía a vibrar con un gol de los suyos.

Brais Abelenda encontró el espacio por detrás de la medular granate, la pinchó hacia la entrada de Miki, quien tras ganar la línea de fondo se la devolvió atrás para el pichichi de Bembibre que fusiló, por abajo, al fondo de la red. El atacante blanquiazul se estrenó en la categoría con un golpeo potente que superó a Mario y a la muralla de defensas pontevedreses que estaban bajo palos.

Con todo, este Pontevedra llegaba como líder y sin perder por algo y rápido reaccionaron. Con su arsenal ofensivo a pleno rendimiento, sería Jorge Fernández el que rompería el arco de Pato en el fortín por primera vez. El extremo soltó un trallazo con la zurda que se coló por la escuadra, imparable para el arquero uruguayo.

El duelo comenzó con un ritmo vertiginoso, un auténtico partidazo, y ya no paró. Ambos conjuntos intentaron imponerse con su estilo y, a pesar de que había acercamientos por las áreas, estos eran sen excesivo peligro, fruto del buen trabajo defensivo.

A pesar de ello, cuando parecía que el duelo llegaría con empate al intermedio, un arreón blanquiazul, generado por la pelea incansable de Juampa, permitiría a los nuestros volver a ponerse por delante en el marcador. El extremo de Buenos Aires peleó hasta la línea de fondo un balón al espacio de Bicho, le ganó la batalla a Aitor Núñez y puso el servicio para que Primo, tras girarse sobre el central, fusilase a Mario. El cántabro se giró a la perfección y soltó un trallazo imparable.

Con ventaja local se llegó al intermedio, pero a la vuelta del descanso, en apenas dos minutos, se volvieron a igualar las fuerzas. En una falta en el borde del área muy protestada, Imanol García sacó un tremendo golpeo con efecto que superó a Pato.

Pese al golpe del tanto tempranero, el Compos siguió a lo suyo, fiel a su plan de juego, siendo el dominador de la segunda parte y gozando de las mejores oportunidades. Así, la tuvo Primo, en el 68, con un remate girándose que esta vez atrapó Mario abajo. También rozó el gol Miki, en el 76, luego de que Brais Abelenda ganase la línea de fondo y la pusiese al punto de penalti, pero el extremo de Nigrán no pudo armar el disparo ante la oposición de la zaga.

Aún con ello, las más claras para los blanquiazules llegaron en la recta final, ambas con Primo como protagonista. Primero, en el 83, el cántabro mandó al larguero un servicio desde la izquierda. El guerrero de San Pantaleón la golpeó arriba con la izquierda, pero se encontró con el hierro y después la pelota botó fuera. Y al minuto siguiente, volvió a ganar la batalla con los centrales, llegó hasta el final de campo, pero su intento de pase de la muerte para Josiño pasó a centímetros del mediapunta.

A pesar de que los nuestros lo siguieron probando, el marcador ya no se movió y la SD Compostela sumó un nuevo punto en la temporada, manteniendo la imbatibilidad en el fortín y sumando ya siete puntos en liga. Con una gran imagen, el Compos sigue creciendo e intentará seguir haciéndolo la semana próxima, en su visita dominical al Celta B.