Fotografía: Mike Lee - KLC fotos for World Rugby

 

Redacción deportes, 23 jun (EFE).- La selección española de rugby 7, tras su derrota contra Irlanda, acabó sexta en el torneo de Moscú, primera de las dos etapas del Campeonato de Europa, en el que cumplió con su propósito de asegurar su participación en el Preolímpico que dentro de tres semanas se disputará en Colomiers (Francia).

La clasificación para la cita del 13 y 14 de julio, que dispensará un billete directo para Tokio 2020 y dos plazas para una repesca mundial, era el principal objetivo de España en la capital rusa y quedó garantizado al término de la jornada sabatina, cuando selló su pase a los cuartos de final.

El duelo que abría el domingo, contra Irlanda, era clave y la seriedad con la que se emplearon ambos conjuntos así lo demostró. Fue un choque cerrado e igualado a cuyo último minuto se llegó con un empate a doce.

Alex Alonso adelantó a España en una acción personal, Jordan Conroy y Billy Dardis remontaron para los isleños al aprovechar dos patadas mal ajustadas por Paco Hernández, un saque de centro y un golpe de castigo que mantuvo en el campo, y Pablo Fontes empató mediada la segunda mitad.

Los españoles poseían el oval a falta de un minuto, pero Marcos Poggi no pudo sujetar un pase de Hernández y, tras la consiguiente melé, Pol Pla perpetró un placaje peligroso que dio a Irlanda una superioridad numérica aprovechada por Hugo Lennox para anotar el ensayo de la victoria (12-17).

Marcos Poggi, sustituto del sancionado Pol Pla, abrió el marcador ante una Portugal disminuida por la lesión de su velocista, Fabio Conceiçao, y que desaprovechó la superioridad numérica por una acción antideportiva de Losada, permitiendo que el hispanoargentino anotase un doblete con seis hombres sobre el césped.

Todavía en la primera mitad, Rodrigo Freudenthal marcó al rematar un contraataque del conjunto luso, al que las protestas de Iñaki Mateu regalaron otros dos minutos en superioridad, esta vez sí coronada con un ensayo de Raffaele Storti, si bien Jorge Abecasis no transformó y España conservó una ventaja mínima (14-12).

Gales fue el último rival del fin de semana en un partido por la quinta plaza sin trascendencia real, por lo que Pablo Feijóo preservó a varios de sus titulares y en el que los británicos vencían al descanso (0-7) merced a una escapada de Joseph Jenkins por la banda izquierda del ataque.

Jay Jones dobló la renta galesa en la primera jugada del segundo periodo y regresó poco después, para sellar la victoria de su equipo, a la zona de ensayo de una selección nacional que acortó distancias por medio de Tobías Sainz antes de que Afon Bagshaw llevase el tanteo hasta el 5-26 final.

El torneo lo ganó Francia al imponerse (31-26) a Irlanda en la final y estas dos selecciones serán las primeras cabezas de serie del Preolímpico, en el que también competirán Gran Bretaña, España, Alemania, Portugal, Italia, Rusia, Georgia, los dos primeros de la segunda división europea -Bélgica y Lituania- y la campeona de la tercera división continental, Hungría.