Foto: ACB Photo

Nico Richotti tiene hambre de Copa. A pocas horas para el inicio de la gran fiesta del baloncesto en el WiZink Center de Madrid, el escolta argentino atendió a los medios de comunicación de cara al enfrentamiento entre Iberostar Tenerife y Unicaja de Málaga, en el que será el duelo encargado de inaugurar el torneo.

Después de las graves lesiones que han lastrado los últimos años de su carrera, Richotti está entrando poco a poco en la rotación de Vidorreta y afronta su cuarta participación en una Copa del Rey con un gran entusiasmo y energía, conocedor de su actual rol.

«Estar apartado del equipo nunca es una buena sensación y por suerte puedo estar dentro de los doce y tratar de ayudar al equipo, trataré de pasarlo bien y competir. Es un día marcado siempre en el calendario. Empieza esta aventura que es corta, pero intensa, y queremos disfrutarla.»

De su rival de esta tarde, el jugador apela al mismo juego mostraron ante un Unicaja al que vencieron en la primera vuelta en el Martín Carpena por un contundente 61-78.

«Tenemos que plantear un partido similar al de la primera vuelta. Si no dejamos que sus jugadores con mayor poder ofensivo corran tendremos nuestra oportunidad.»

Ante la reciente rescisión del contrato de Thaddeus McFadden, Nico quiso quitar hierro al asunto para centrarse únicamente en un partido en el que buscarán la victoria e igualar, así, el resultado cosechado el curso pasado, cuando alcanzaron las semifinales en Gran Canaria.

«Estamos centrados y enfocados, es verdad que ha sido una situación extraña que no es deseada para ningún equipo pero los que estamos somos los que van a ir para delante y pondremos la cosas difíciles.”

Comentarios