El COB recibe este viernes partir de las 21:00 horas al equipo revelación de la temporada, Actel Lleida, único equipo que le ganó los 2 partidos de la Liga Regular.

  • El segundo partido de la semifinal será el domingo 10 de mayo a las 19:00 horas.
  • Ambos equipos llegan a esta semifinal tras deshacerse de sus respectivos contrincantes por la vía rápida

 

La ciudad de Ourense y los aficionados al baloncesto vivirán este viernes una de las citas más esperadas de los últimos años, las semifinales de ascenso a la liga ACB. Lo hacen después de de deshacerse en cuartos, y por la vía rápida (2-0), de un Melilla que entró en ellos de noveno pero que fue un rival mucho más duro de lo que se pueda sacar de los resultados si bien nunca dieron sensación de poder llevarse la eliminatoria, salvo unos minutos del primer partido dónde un gran último tercio de partido por parte de los de Alejandro Alcoba, donde llegó a remontar una desventaja de dieciocho puntos y los finales del segundo   en un encuentro bastante igualado en su primera mitad, aunque siempre por delante en el marcador los ourensanos que rompieron el partido a la vuelta de vestuarios con ventajas de hasta 17 puntos,  y se dejaron llevar  al final del partido lo que acarreó un ligero sofocón a sus aficionados aunque acabaron por traerse la eliminatoria para Ourense.

 

Lleida por su parte también llega con los deberes hechos deshaciéndose de un Palma Air Europa que partía de favorito y en el primer partido infligía un duro correctivo a los isleños, llevando e el primer envite por un contundente 52 a 73 con el ex-cobista Javi Múgica como MVP con 41 de valoración. Con el público del Barris Nord de su lado, los de Joaquin Prado no dieron opción en el segundo partido a un Palma que lo intentó pero que acabó claudicando ante el gran acierto de los catalanes, 89-74.

 

14Gonzalo García espera una eliminatoria larga y dura, y aunque los catalanes llegan con la baja de su base De Celis, no se verá muy afectado el rendimiento del equipo supliendo su rol, como ya hizo en otras ocasiones, un Kauffmanis que puede jugar de base y escolta. Son un gran equipo que están realizando una gran temporada y un gran trabajo, rayando a un altísimo nivel y haciendo las cosas muy bien. Tienen muchos jugadores que pueden aportar mucho, destacando a los exteriores Sutina y Sevillano, al poderoso Kahlig, que ve aro muy fácil, y Kaldre. En la zona interior, además de Guerra, también están Fakuade y Múgica, dos jugadores de características muy distintas pero que se complementan muy bien. Uno va muy arriba en el rebote y es capaz de abrir el campo y jugar dentro como es Fakuade, y otro puede subir el balón, tirar, defender…y está jugando a un nivel muy alto como es Múgica.

 

El base titular, Simeón, que tras la marcha de Llorca a Lugo, se ha echado el equipo a la espalda y asume más protagonismo desde la dirección del equipo tanto dentro como fuera ya que es el capitán de Lleida.

A su lado Janis Kaufmanis, un tirador nato de gran técnica y zurdo, que además suele compartir minutos con Simeón ocupando la posición de escolta en esos momentos, tal vez su posición ideal. En esta eliminatoria alternará su posición con la de gas para darle descanso a Simeón por la lesión del joven De Celis. 

Sutina, otro de los que repite de la pasada campaña, es un de los «currantes» que cualquier entrenador querría en su equipo, polivalente que se vacía en defensa y además cumple en el rebote.

En el perímetro dan miedo, el norteamericano Greg Kahlig, con una de las mejores medias anotadoras. Algo blando en defensa pero es un jugador muy peligroso si se siente con confianza en el tiro. Completa la linea el estonio Sven Kaldre, aunque casi sin sin protagonismo. 

En la pintura cuentan con jugadores de calidad como Javi Múgica o el joven Fran Guerra, acompañados por Alzamora  que aporta experiencia y por el físico de FakuadeMúgica es de sobra conocido en Ourense, un jugador que ha mejorado desde su paso por la ciudad de As Burgas, le gusta jugar abierto, atrás cumple a la perfección y si tiene el día te destroza, como demostró en la primera vuelta ante los de Gonzalo García o en cuartos ante Palma. 

El joven Fran Guerra, jugador cedido por Estudiantes, se ha convertido en el referente del equipo en la pintura es un gran reboteador y muy dinámico a pesar de su altura (2,14).