ACB Comunicación

Kassius Robertson vivió en la Jornada 15 uno de los días más grandes de su carrera profesional, con una exhibición absoluta en el tiro frente a un Casademont Zaragoza que nunca pudo pararle (102-91).

El jugador del Monbus Obradoiro se lució en ataque, con 37 puntos que establecieron un nuevo tope histórico en el conjunto gallego, superando los 36 de Kleber en la temporada 2014-15.

Con 8/9 desde la línea de personal, Robertson no tuvo su mejor día en tiros de dos (1/7), si bien se desquitó con una actuación memorable desde el 6,75. Ni más ni menos que 9 triples convirtió el obradoirista de sus 14 intentos realizados, segunda mejor marca en la historia del club, solo por detrás de los 10 triples de Ben Simons y Vasileiadis.

ACB Photo – A Baúlde

El escolta, además, sumó 4 rebotes, 4 asistencias, 1 recuperación, forzando a su vez 6 faltas recibidas para alcanzar los 35 créditos de valoración que le visten de Jugador de la Jornada 15.

Con él en pista, el Monbus Obradoiro fue otro, con un +20 de balance para los suyos durante sus 32 minutos y 7 segundos en pista, cediendo por -9 frente al cuadro maño en los 7 minutos y 53 segundos que pasó en el banquillo.

Curiosamente, el de Toronto se proclama Jugador de la Jornada 15 tras firmar un -3 de valoración en el último periodo, exhausto ya. Poco importaba: venía de firmar 20 puntos y 6 triples en el tercer cuarto. Pura historia.


Vídeo de sus 35 de valoración – https://youtu.be/x5_6oziIFpk