Nota de prensa del Viaxes Amarelle FSF

María Gómez Rodríguez (A Coruña – 08/01/1997) es segunda capitana del primer equipo del Viaxes Amarelle FSF, y pese a su juventud se alza como un pilar fundamental dentro del vestuario herculino; además de haber sido la máxima goleadora de las jugadoras de Jorge Basanta esta temporada, en la élite nacional, con 9 tantos en su cuenta particular. Una jugadora de la casa, que sellará su duodécima temporada en el Viaxes Amarelle FSF tras aceptar el compromiso de continuar el año próximo con el proyecto naranja.

María Gómez, con solo 22 años y medio acumula ya once temporadas en el conjunto herculino; y de esas once, las siete últimas lo ha hecho con el primer equipo. Ella recaló en el primer equipo en su primer temporada en la Primera División; y años después le tocó vivir el amargor del descenso, y tras tres años en la zona noble de la Segunda División saborearon las mieles de un nuevo ascenso; un sueño que solo pudo durar una temporada. Esos años, esas vivencias, y esa experiencia suman un plus que la hace un pilar fundamental dentro del vestuario gallego; y la hizo destacar en las últimas temporadas como una de las capitanas del primer equipo. Ahora toca volver a bregar en la Segunda División Femenina FS, y la jugadora herculina no tuvo dudas para dar el sí a su continuidad, en el club que la vio nacer futbolísticamente; y el único en el que ha competido en su vida dentro del fútbol sala.

María Gómez es un claro ejemplo de compromiso y de fidelidad a un proyecto de la casa; a lo que suma su calidad técnica y el ser un referente para todas las jugadoras que se están formado en las categorías inferiores, donde se pueden ver reflejadas, al ver que se puede llegar a lo más alto con trabajo, esfuerzo y constancia.

  • Una vez terminada la temporada en la Primera División Nacional Femenina FS ¿Cómo valoras la experiencia del regreso del equipo a la élite del fútbol sala femenino?
  • Es algo increíble competir contra las mejores jugadoras del mundo pero ha sido un año complicado, sobre todo mentalmente. Hay una gran diferencia entre competir en primera división y en segunda; venimos de ser de los equipos de la parte alta de la tabla y pasamos a luchar por mantener la categoría, el nivel de exigencia es mayor y hay que adaptarse al cambio.

Creo que nos sirve para saber dónde estamos y hacia donde tenemos que ir. Ahora tenemos más experiencia y nos va a servir de cara al futuro. Ha sido duro pero hemos disfrutado del proceso, tenemos que seguir trabajando para conseguir volver a la élite y dar continuidad  a lo que conseguimos este año.

  • Tú ya habías estado con el equipo en la Primera División, pero en esta ocasión has tenido más minutos y protagonismo ¿Qué diferencias ves entre la anterior ocasión del equipo en la élite, y este último año?
  • Obviamente es una opinión personal, pero la principal diferencia que veo es el grupo. Es importante sentirse cómoda y valorada en un equipo para que las cosas funcionen, y creo que en esta temporada esto ha ocurrido más por parte de todas las integrantes.

Hay cosas que mejorar, al final son muchas horas juntas y no siempre puede estar todo perfecto, pero creo que la fuerza reside en el grupo; si todas miran a un mismo objetivo y se sienten parte del colectivo, se pueden lograr grandes cosas.

  • Después de once años en el club y siete temporadas con el primer equipo, ¿valoraste en algún momento el abandonar tu equipo de media vida, o tuviste clara tu continuidad en el Viaxes Amarelle FSF?
  • Hubo momentos en los que tuve que pararme a pensar. La temporada pasada fue un punto de inflexión. A los 15 años subí al primer equipo y en los tres años que estuvimos en primera no tuve demasiados minutos, por lo que los años siguientes no estaba todo lo centrada que debería.

La temporada 16/17 fue complicada, así que al acabar tuve que poner en orden mis prioridades y decidir si quería apostar por el Amarelle o cambiar a una categoría con menos exigencia. Al final, elegí seguir con mi club de toda la vida y creo que fue una de mis mejores temporadas, fue una buena decisión.

A día de hoy, si pensara en cambiar de equipo no tendría que ver con el club, sino más bien con mi desarrollo personal, para conocer nuevos sitios e ir viendo hasta donde puedo llegar.

  • Se habla de que la próxima temporada jugarán el play off de ascenso los tres primeros equipos de cada grupo de Segunda, y habrá cuatro puestos para subir a la élite ¿Cómo valoras esta posibilidad de nuevo formato para la Segunda División Nacional Femenina FS?
  • Me parece un acierto que tengan esa posibilidad un mayor número de equipos. Nosotras la temporada pasada ascendimos siendo terceras de grupo, ya que el primero había sido el filial del Alcorcón y no podía ascender; acabamos jugando la fase contra las primeras de otro grupo y ganamos.

Creo que es justo este sistema porque el nivel es diferente según el grupo en el que te toque, hay algunos más igualados y otros en los que la tabla está más partida, con lo cual la posibilidad de ascender también depende un poco de la «suerte» de qué rivales te toquen según tu grupo o localización. De esta forma, no es necesario ser campeón o entrar como uno de los dos mejores segundos, basta con estar entre los tres primeros, lo cual da muchas más posibilidades.

En cuanto a que desciendan cuatro equipos, creo que es un poco excesivo. Al final, cada año tendremos una liga prácticamente distinta, pues son 16 los integrantes de la Primera División y un cuarto de los equipos va a cambiar temporada tras temporada. Además, es mucho más difícil asentarse y tener continuidad en la élite con este sistema, pues los nominados van a ser los recién ascendidos y el resto va a ir consolidándose y haciéndose más fuertes cada año, lo que aumenta la diferencia. Ya a día de hoy cuesta mantenerse con tres descensos, con cuatro va a ser todavía más complicado.

  • ¿Cómo valoras la continuidad de Jorge Basanta a los mandos del Viaxes Amarelle FSF?
  • Me parece el entrenador indicado para la situación en la que estamos. Es una persona de club y comprometida, que no solo se implica a nivel de competición, sino que intenta ayudar en el resto de facetas. Tiene experiencia en clubes masculinos con una buena estructura y sabe en qué tenemos que crecer y hacia donde hay que ir para llegar a estar entre los mejores.

A nivel deportivo, hemos aprendido muchísimo de él esta temporada y nos gusta poder seguir haciéndolo. Sabe cómo gestionar el vestuario y se esfuerza por conocernos y saber nuestras necesidades, con lo cual todo es muy fácil con él al mando. Personalmente, estoy contenta de que continúe.

  • ¿Qué esperas del Viaxes Amarelle FSF la próxima temporada en la Segunda División Femenina FS?
  • Evolución. A todos se nos pasa por la cabeza la idea de ascender de nuevo a la máxima categoría, pero no podemos olvidar nuestras prioridades. El objetivo pasa por conseguir el mantenimiento a largo plazo. No podemos ser un «equipo ascensor», que ascienda la temporada que viene y a la siguiente vuelva a descender. Tenemos que formar un grupo sólido, que sea capaz de competir al año siguiente y que tenga unas ideas claras.

  • Es actualidad reciente, la necesidad de que el vigente campeón de Europa de futsal femenino, el Jimbee Roldán FSF, pierde a su principal patrocinador; pero el tener un patrocinador es casi un privilegio en nuestro deporte ¿Qué opinas en relación a los patrocinios en el fútbol sala femenino, y en particular en tu club?
  • Me gustaría que se sepa que necesitamos a un patrocinador potente, que apueste por el fútbol sala femenino e inyecte fondos al club, para poder crecer. Todo aquel que conozca a alguien que pueda estar interesado, estaría genial que se pusiese en contacto con nuestro club, y así poder realizar un proyecto de fútbol sala femenino en nuestra ciudad, que nos permita mantenernos con solvencia en la élite.

  • Para despedirnos, nos gustaría dejarte a tu elección; las palabras que quieras dirigir tanto a la afición, como familia.
  • Quiero dar las gracias a todos los incondicionales que vienen cada fin de semana a animarnos. Muchas veces nos dan el aliento que nos falta y nos impulsan desde arriba. Son una parte muy importante de todo lo que conseguimos y ojalá cada vez se acerque más gente a vivirlo con nosotras.

En especial, agradecer a la directiva y a la gente que está implicada con el club y que hace que esto vaya para adelante, de forma totalmente altruista. También a los pocos medios que nos dan visibilidad e informan sobre nosotras.

Comentarios