Redacción deportes, 16 ago (EFE).- El piloto español Jorge Prado (KTM) se estrenó este domingo en un podio en su primer año en la categoría MXGP tras concluir tercero en Kegums (Letonia), donde ganó el neerlandés Jeffrey Herlings, también líder de la clasificación general.

Después del confinamiento y de superar una lesión de fractura de fémur y clavícula y sin demasiadas horas de moto en la pretemporada, Prado, doble campeón del mundo en 250 cc, dio un paso adelante después de saltar este año a la categoría reina del Mundial de motocross.

Ha necesitado cinco pruebas para lograr acceder a un lugar de honor y lo ha conseguido apenas cuatro días después de sufrir una decepción en el Gran Premio de Riga (Letonia), en el que apenas sumó ocho puntos después de acabar la primera manga en la vigésimo novena plaza y la segunda en la decimotercera.

En esta ocasión, tras finalizar con buenas sensaciones los entrenamientos oficiales (tercera posición) por detrás de Herlings y de Arminas Jasikonis, repitió en la carrera con una gran primera manga en la que también acabó tercero a 21 segundos del ganador, Tim Gajser, y con una cuarta posición en la segunda, a 23.3 de Herling, claro vencedor.

Con un total de 38 puntos, el piloto gallego acabó en la tercera posición para acumular 120 en la clasificación general. Prado, es noveno en una tabla que lidera Herlings con 213 puntos.

Después de la competición, el piloto gallego se mostró muy feliz por los resultados obtenidos:

«Estoy muy emocionado, ha sido un año muy duro, con las dos lesiones y con poco tiempo para entrenar en moto. Lo he dado todo, he aguantado, aunque estaba ya muy cansado en la segunda manga, y hemos conseguido dar un paso importantísimo. Es buenísimo estar en el podio y se lo agradezco enormemente a todo mi equipo y a quienes están siempre detrás de mí», dijo.

El líder de la general Jeffrey Herlings en Kegums este domingo. Foto: © Infront Moto SPort

Por su parte, el otro representante español presente en Kegums, Rubén Fernández, cuajó una buena actuación en la categoría de MX2 tras acabar en la octava plaza pese a sufrir varias caídas que le impidieron mejorar su resultado.

De momento, la próxima prueba del Mundial será el Gran Premio de Turquía, que se disputará los días 5 y 6 de septiembre, siempre que no haya cambios. Esta semana será confirmada la cita, ya que la evolución del COVID-19 ha obligado a rehacer el calendario.