La selección de Inglaterra reconquistó la Copa Calcuta, que no ganaba desde 2017, al imponerse en Murrayfield a Escocia (6-13) y rearmó su orgullo tras la dura derrota en la jornada inicial del Seis Naciones 2020 en París.

Un ensayo de Ellis Genge, convertido por Owen Farrell, a los 69 minutos, decantó un partido equilibrado y le da aire al conjunto que dirige el australiano Eddie Jones, herido con su mal inicio de campeonato, y deja a los escoceses con el marcador a cero.

Aunque Farrell abrió el partido para el XV de la Rosa con un golpe de castigo a los diez minutos, Adam Hastings devolvió el equilibrió y el sueño de revalidar el galardón a la afición escocesa en su templo de Murrayfield, pero el ensayo de Genge fue definitivo.

Farrel puso la conversión y aseguró el triunfo con otro lanzamiento a palos (3-13) que solamente pudo minimizar Adam Hastings un minuto después, ya sin tiempo para que Escocia pudiera pensar en la remontada. No completó Inglaterra ni mucho menos un buen partido, pero le dio para renacer en el torneo

El próximo día 23 recibirá en Twickenham a Irlanda, que lidera la clasificación provisionalmente tras sumar este sábado su segundo triunfo al derrotar a Gales, defensor del título, por 24-14, si bien podría pasar al primer puesto Francia con un triunfo el domingo ante Italia en Saint Denis.