Ficha Técnica
ESPAÑA: Catalina Coll, Berta Pujadas, Laia Aleixandri, Lucía Rodríguez (Paula Fernández 71´), Carmen Menayo, Damaris Egurrola, Maite Oroz (Paula Sancho 79´), Patricia Guijarro, Candela Andújar, Eva Navarro y Clàudia Pina. Seleccionador: Pedro López
JAPÓN: Stambaugh, Minami, Takahashi, Hayashi, Miyazawa, Nagano, Takarada, Miyagawa, Ueki (Muraoka 90´), Kitamura y Endo. Seleccionador: Futoshi Ikeda
Goles: 0-1 (38´) Miyazawa 0-2 (56´) Takarada 0-3 (65´) Nagano ​1-3 (70´) Candela Andújar.​
Árbitras: Stephanie Frappart (Francia): Mostró tarjeta amarilla a Lucía Rodríguez (71´) y Laia Aleixandri (77´) de España y a Endo (79´) por parte de Japón. Árbitras asistentes: Manuela Nicolosi (Francia) y Michelle O´Neill (República de Irlanda) Cuarta árbitra: Edina Alves (Brasil)
Incidencias: Final de la Copa Mundial Sub-20 femenina de la FIFA Francia 2018. Estadio Guy-Piriou de Concarneau (Francia).

Las generaciones venideras recordarán los nombres de Cata Coll, Laia Aleixandri, Carmen Menayo, Maite Oroz o Damaris Egurrola, como los mejores aficionados pronuncian hoy como una letanía los nombres de Zamora, Belauste, Acedo o Pichichi.

Si en aquella oportunidad ese grupo de jugadores lograban la plata en los Juegos Olímpicos de Amberes, casi un siglo después un nuevo subcampeonato en el Mundial Sub-20 femenino dará a estas jugadoras una vitola de pioneras a la hora de llegar a grandes finales de fútbol femenino.

Sólo el desgaste, la pegada japonesa y las bajas han impedido que la plata no se tornase oro en esta oportunidad, pero el futuro abierto en este Mundial es alentador.

España ha liderado en ocasiones y posesión, pero la pegada japonesa ha resultado determinante a la postre

Las ausencias obligaban al seleccionador a reestructurar de inicio el once, con Maite Oroz retrasando su posición y Eva Navarro entrando de inicio en el costado diestro.

España se hacía pronto dominadora de la pelota, frente a una Japón confiada en las rápidas transiciones después de robo.

La gran mayoría de las ocasiones eran para la Selección con un cabezazo de Patricia Guijarro que se marchaba fuera por poco y un disparo estratosférico de Maite Oroz, despejado con una gran estirada por Stambaugh.

Clàudia Pina y Eva Navarro también disponían de sus opciones, ante una Japón que sólo había inquietado una vez a Cata Coll hasta que la goleadora Hinata Miyazawa agarraba la pelota en la frontal para clavarla por arriba en la portería española.

Golpe a la estabilidad del equipo, que de ahí al descanso sufría varias oportunidades nipones salvadas por la guardameta balear del combinado nacional.

Con mínima ventaja japonesa llegábamos al descanso y en la reanudación, las de Futoshi Ikeda intentaban dormir el encuentro sin renunciar a sus temible contraataques. En uno de ellos, Saori Takarada hacía el segundo tanto y ponía tierra de por medio para las asiáticas.   

Luego Nagano ponía el tercero en una acción similar, antes de que España demostrase el porqué de su carácter en una fulgurante reacción que lleva primero a marcar a Candela Andújar y poco después estrellar las esperanzas de la remontada en el travesaño con un chut de Claudia Pina.

1-3 final para un subcampeonato histórico que aventura grandes días a esta portentosa generación de jugadoras. Lo de Vannes, más que una final puede ser el principio de una gran historia con nombre de mujer.