[alert type=»info»]

FICHA TÉCNICA:

Rio Natura Monbus Obradoiro 87: McConnell (26), Dulkys (10), Bendzius (3), Allen (3), Pustovyi (13) – quinteto inicial – Matulionis (3), Llovet (9), Yusta (6), Whittington (11), Pechacek (0), Cárdenas (-) y Pozas (3).

Herbalife Gran Canaria 90: McCalebb (8), Salin (13), Hendrix (2), O’Neale (6), Báez (17) – quinteto inicial – Oliver (8), Planicic (-), Pasecniks (8), Paulí (-), Rabaseda (5), Kuric (14) y Aguilar (9).

Parciales: 32-15, 19-19, 22-24 y 14-32.

Árbitros: Carlos Cortés, Vicente Bultó y Munar. Eliminaron por faltas a Eulis Báez, del Herbalife Gran Canaria.

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 8 de la Liga Endesa, disputado en el Fontes do Sar, ante 4.956 espectadores.

[/alert]

 

Galería de imágenes

 

El Herbalife Gran Canaria consiguió doblegar al Rio Natura Monbus Obradoiro después de un partidazo. Jugaron los mejores minutos de la temporada los gallegos y firmaron una remontada agónica los canarios. Fueron cuarenta minutos de baloncesto de muy alto nivel, que tuvieron como colofón un final dramático en el que el combinado vencedor fue el de Luis Casimiro.

 

El equipo de Moncho Fernández jugó muy bien durante 38 minutos y bordó el baloncesto durante el primer cuarto. Pero los dos primeros minutos del último parcial, con el 0-14 de parcial a favor de los claretianos, terminaron por condenar al Rio Natura Monbus Obradoiro. Fueron instantes de desconcierto ofensivo en la escuadra gallega, con acciones muy discutidas, mientras que Herbalife no fallaba en la otra mitad de la cancha. Los dos minutos de desconexión de los santiagueses impidieron a Sar cantar la tercera victoria de la temporada que saborearon durante muchos minutos.

 

Se dio un festín Mickey McConnell con una actuación soberbia. El base anotó 26 puntos, repartió ocho asistencias, forzó diez faltas y concluyó con 39 de valoración. No tuvo borrones el americano en una tarde perfecta. Conectó muy bien con los hombres altos del Rio Natura Monbus, para deleite del creciente Pustovyi, y se atrevió con el tiro de tres (2/3) y también atacando el aro (6/8). El mejor partido de Mickey McConnell desde que viste la camiseta del Rio Natura Monbus Obradoiro.

 

Por parte de Gran Canaria, cinco jugadores superaron los dobles dígitos en valoración: Pasecniks, Kuric, Aguilar, Salin y, sobre todo Báez, contribuyeron a la remontada postrera de los de amarillo. El ala-pívot dominicano fue autor de 12 puntos en la segunda parte, mientras que Aguilar y Kuric encontraron la inspiración triplista en los mejores minutos del Herbalife.

 

El primer cuarto del Rio Natura Monbus Obradoiro fueron una gozada. Los de Moncho Fernández practicaron un baloncesto perfecto, sin apenas concesiones. Defendió con rabia el combinado santiagués y atacó sin piedad el aro canario. Mickey McConnell mandó sobre el parquet, paró el tiempo, habilitó a Pustovyi para los mates del ucraniano. Artem estuvo imperial en la pintura, con 13 puntos y 18 de valoración. El ucraniano voló, posteó y también acertó de cinco metros.

 

Fueron minutos en los que a los obradoiristas les salió todo bien. Anotaron de tres hombres como Whittington o Bendzius, McConnell levantó a la afición con un reverso delicioso y Pepe Pozas cerró el cuarto con una canasta a tablero. El huracán obradoirista era imparable para el GranCa (32-15).

 

Se equilibraron las tornas ya en el segundo tiempo. El Herbalife defendió mejor y atacó con más claridad, en un tira y afloja que se mantuvo durante todo el encuentro. Los conatos de reacción de los visitantes eran rapidamente cortados por pequeños parciales de los santiagueses.  Pustovyi siguió enorme en ataque y añadió intimidación defensiva.

 

Pero la tendencia empezaba a cambiar. Por aquel entonces, a los isleños ya les entraban los triples, primero a Aguilar y después a Rabaseda, y el ovacionado Kuric dejaba destellos de su magia. Los obradoiristas minimizaron daños, igualaron el marcador parcial y se fueron con una cómoda renta al tiempo de asueto (51-34).

 

El paso por los vestuarios sentó mucho mejor a los hombres dirigidos por Luis Casimiro, que mandaron un primer aviso: el Herbalife Gran Canaria estaba dispuesto a combatir hasta el último aliento, a conquistar el Fontes do Sar y seguir con su inmaculada racha victoriosa del último mes.

 

Pasecniks acrecentó su figura y los cañoneros visitantes ajustaron sus mirillas. Espoleado por Sar, reaccionó el Rio Natura Monbus Obradoiro, de nuevo con un acertado McConnell, atrevido desde la larga distancia. Matulionis clavó un triplazo desde la esquina en medio de un ambiente hostil en la grada. Antes, Llovet había pedido una técnica por una acción con un defensor canario, y el Herbalife subió varios puntos su dureza en la retaguardia para desesperación de los gallegos (73-58).

 

Pero el inicio del último cuarto fue demoledor. Un parcial de 0-14 de salida que metió al Gran Canaria en la contienda y amedrentó a un Rio Natura Monbus Obradoiro que saboreaba el triunfo. Desde la línea de tiros libres revivió el Herbalife. Cada falta con la que castigaron a los obradoiristas fue una bomba de oxígeno para  los canarios, impulsados por el acierto exterior de Báez y Aguilar.

 

Pareció contener la remontada el Rio Natura Monbus Obradoiro, que hasta el minuto 39 evitó que el Supercampeón de España voltease el marcador. Fue después de dos tiros libres de Kuric cuando la afición se temió lo peor. Aún así, siguió apretando y cerca estuvo de celebrar la tercera, cuando yendo un punto arriba Allen marró un triple y perdió el balón en la última jugada del encuentro.

 

Celebraron enérgicamente el triunfo los canarios en una de las plazas más calientes de la Liga, después de remontar quince puntos en el último cuarto. Los jugadores del Rio Natura Monbus Obradoiro, cariacontecidos y ovacionados por su gente, encararon el camino de los vestuarios poniendo el punto de vista en Andorra, donde espera el Morabanc (sábado 19, 21:00), con la satisfacción de haber competido de tú a tú contra el Herbalife Gran Canaria, al que tuvo en la lona y sometió durante gran parte del encuentro.

 

Foto:  Felipe Gonzo

Íñigo Caínzos – Obradoiro CAB