La cuarta jornada de la Copa del Mundo FIBA celebrada en China ha comenzado a dejar las primeras grandes sorpresas.

A las derrotas de Alemania y Grecia ante República Dominicana y Brasil, respectivamente, se unió la victoria ‘in extremis’ de Estados Unidos sobre Turquía en la prórroga.

En Galicia Deportiva hemos confeccionado el que ha sido, para nosotros, el Quinteto Ideal de la cuarta jornada de la cita mundial. Para ello nos hemos basado en el rendimiento individual de los jugadores, sin que el resultado del encuentro haya sido determinante.

JOE INGLES (AUSTRALIA). El alero de los Jazz aglomeró la totalidad del juego de los australianos. Anotó (17) puntos, aseguró el rebote (10) y generó juego (9 asistencias). Un todoterreno que fue fundamental para tumbar a Senegal.

COREY WESBTER (NUEVA ZELANDA). El combo-guard fue una auténtica pesadilla para Montenegro. Sus 25 puntos, 6 rebotes y 7 asistencias tumbaron a los europeos y mantienen las esperanzas de clasificación de los neozelandeses.

ANDERSON VAREJAO (BRASIL). El pívot demostró ante Grecia su pasado NBA. Sus 22 puntos y 9 rebotes fueron vitales para derrotar a una de las grandes candidatas a medalla. En Brasil sueñan ya con cotas mayores.

ERSAN ILYASOVA (TURQUÍA). Los turcos estuvieron a punto de dar la campanada ante Estados Unidos y gran parte de la culpa la tuvo el alero de los Bucks. Extraordinaria actuación con un doble-doble de 23 puntos y 14 rebotes. Mucho cuidado con Turquía en este Mundial.

THOMAS SATORANSKY (REPÚBLICA CHECA). Completísimo encuentro del base de los Wizards ante Japón. No estuvo del todo acertado en el tiro, pero aún así se fue hasta los 15 puntos, además de aportar seis rebotes, siete asistencias y tres robos.