El Celta derrotó al Elche con un gol en los últimos instantes de Nolito, que hizo un partido enorme. El equipo vigués sigue invicto y además acabó por primera vez esta temporada con la portería a cero. El choque tuvo claro dominio celeste y el triunfo cierra unas emana fantástica para los célticos. 

 

Elche CF: Manu, Damián, Rocco, Lombán, Albacar, Mosquera, Rodrigues, José Ángel (Adrián, min.77), Víctor (Herrera, min.85), Fayçal (Coro, min.64) y Jonathas 

R.C.Celta: Sergio, Sergi Gómez, Cabral, Fontás, Jonny, Augusto (Kronh.Dehli, min.25), Radoja, Orellana, Pablo Hernández, Nolito (Hugo Mallo, min.93) y Charles (Larrivey, min.73)

 

Goles: 1-0, min.89: Nolito

 

Árbitro: Pérez Montero, del comité andaluz. Amonestó a Jonathas, Rodrigues, Lombán, Adrián, Radoja, Sergi Gómez.

 

Incidencias: partido correspondiente a la 6ª jornada de la Liga BBVA jugado en el  Martínez Valero.

 

Charles y Pablo Hernández asustaron a los tres minutos de juego con dos buenas aproximaciones lanzadas por Noito. El partido se fue enfriando después, con poca claridad en las zonas de ataque que se tradujo en la invisibilidad de los porteros, aunque con mayor intención de los locales. Sin embargo, la siguiente llegada peligrosa fue de nuevo celeste, a los 14 minutos, con un remate de Nolito que atrapó bien Manu Herrera.

 

Cinco minutos después, de nuevo el andaluz asustó a los locales con una falta lateral que lanzó a puerta. El cuero salió ligeramente elevado.  Tras esta jugada, malas noticias. A los 22 minutos, Augusto se fue al suelo en una jugada son contacto. Lo cierto es que entre esta acción y un anterior codazo de Jonathas a Fontás, que necesitó asistencia, el Celta disputó bastantes minutos en inferioridad.

 

El árbitro le perdonó la expulsión a Jonathas a los 29 minutos en una acción muy similar a la que le había costado la tarjeta amarilla poco antes. En esa fase del juego, el Celta dominaba el choque, aún sin fabricar ocasiones claras. Orellana, a los 34 minutos, no llegó por centímetros a cabecear un buen centro de Nolito, presente en todas las acciones de peligro céltico.

 

La mejor oportunidad llegó en el descuento. El intenso dominio celeste derivó en una doble ocasión, enorme, de Orellana y Nolito que desbarató Manu Herrera y un zaguero local. Los vigueses dominaron con claridad el encuentro después del cuarto de hora inicial. No generaron excesivas acciones de gran peligro, pero tampoco sufrieron ninguna de un Elche que no era capaz de encontrar caminos hacia el área de Sergio.

 

La segunda mitad arrancó igual: dominio claro del Celta y buena ocasión fabricada por Nolito. Centró hacia Orellana, quien no atinó en el segundo palo. El Elche remató con peligro a los 4 minutos con un pase atrás de Jonathas que Rodrigues envió fuera. Poco después, buena llegada de Nolito, con cesión final de Charles a Pablo Hernández y remate flojo del celeste. Otra buena ocasión para un Celta superior a su rival, que tuvo la suya en un mal despeje tras una falta que acabó con el cuero en el larguero.

 

El Celta pudo anotar de nuevo a los 18 minutos con un gran envío de Kronh-Dehli hacia Orellana, quien cruzó en exceso su remate. Y una vez más a los 26 minutos con un cabezazo a bocajarro de Sergi Gómez que salió fuera de manera increíble. Como una del Elche a los 30 minutos, con barullo y taconazo en el área pequeña que atrapó Sergio. El empeño celeste, con el partido roto, llegó a su culminación en los instantes finales con una gran contra y un pase enorme de Kronh-Dehli hacia Nolito, quien se acomodó el cuero y marcó con el interior de la pierna izquierda.

 celtadevigo.net