El ala-pívot del Rio Natura Monbus Obradoiro, Rosco Allen, ha sufrido una fractura de la tibia izquierda tras una contusión con un compañero durante el entrenamiento de esta mañana, según han determinado las pruebas realizadas por los servicios médicos HM La Rosaleda. El jugador, que será baja para lo que resta de temporada, ha quedado ingresado en el hospital a la espera de nuevas exploraciones.

 

Rosco Allen fue un descarte de los Warriors y llegó a Santiago procedente de la Universidad de Stanford. Durante la presente temporada ha sido todo un baluarte del equipo de Moncho Fernández firmando unos excelentes números. El húngaro ha firmado en 20 partidos una media de 26 minutos que lo llevan a anotar casi 12 puntos por partido, 20 fue la máxima anotación en un partido. Ha capturado 83 rebotes, 32 ofensivos y 51 defensivos, además de dar 21 asistencias. 

 

Foto: Felipe Gonzo

Comentarios