Ficha Técnica
Rio Ourense Termal (67): Vidal (10), Ott (3), Sergio Rodríguez (7), Van Wijk (6), Rozitis (10) –cinco inicial- Masters (7), Zamora (20), Muratovic (4) y Okeke (-).

Liberbank Oviedo (74): Ahonen (19), Geks (6), Nuutinen (7), Jakstas (2), Van Zegeren (11)–cinco inicial- Cárdenas (2), Víctor Pérez (3), Puerto (3), Rosa (11) y Arteaga (10).

Parciales: 12-16, 21-20, 21-15, 13-23.

Árbitros: Zafra, Carpallo y Lema. Sin eliminados.

Incidencias: partido correspondiente a la jornada 4 de LEB Oro 2018-19 y disputado en el Pazo Paco Paz ante aproximadamente 2.300 espectadores.

 

No pudo ser y, en un igualado encuentro, el Rio Ourense Termal cayó este sábado en el Pazo ante Liberbank Oviedo, cortando su racha de victorias consecutivas y sumando la segunda derrota de la temporada.

Durante la mayor parte del tiempo, el partido fue igualado, con pequeños arreones que llevaban a Oviedo a conseguir ventajas mínimas en el marcador. Tras el descanso, pareció marcharse el conjunto asturiano, pero el Rio Ourense Termal reaccionó, situándose uno arriba (64-63) con poco más de tres minutos por jugarse. Ahí terminó la reacción, pues un parcial de 0-11 en esos últimos minutos sentenció el partido, llevando la segunda victoria para Oviedo en el primer partido de los asturianos con la plantilla completa.

Gonzalo Gª de Vitoria – Entrenador del Rio Ourense Termal

Durante los primeros minutos, las defensas mandaron sobre los ataques, y al minuto cinco el resultado mostraba un pírrico 4-2 favorable a Ourense. Tan solo los interiores anotaban, y así fue hasta que Roope Ahonen comenzó a disparar desde el triple, sumando con acierto y dando las primeras ventajas para su equipo. Con tesón, Van Wijk y Sergio Rodríguez anotaban en las cercanías del aro, y al fin del primer cuarto la distancia entre ambos equipos era pequeña (12-16, min. 10).

Un tapón del debutante Okeke con canasta al contraataque de Kevin Van Wijk despertó al Pazo, y con el público enfervorecido el Rio Ourense Termal corrió algo más, dando la vuelta al partido muy rápido. La alegría no duró mucho, pues Geks desde el exterior anotaba sin parar, siendo Rozitis quién le replicaba desde la zona ofensiva rival, llevando el partido igualado a los últimos minutos antes del descanso (26-26). Tras ello, un parcial de 0-8 para Oviedo obligaba a parar el partido a Gonzalo García de Vitoria, que pedía a sus pupilos bajaran de nuevo el ritmo para entrar nuevamente en partido. Con un parcial de 7-0, la cosa estaba casi igualada antes del descanso, y tan solo un triple de Nuutinen sobre la bocina de posesión llevaba a Oviedo a mandar por cuatro al intermedio (33-37, min. 20).

 

Ahonen fue el MVP del partido en su regreso al Pazo con el Oviedo

Tras la reanudación, Oviedo sumó el ritmo, y en transiciones rápidas, comenzó a anotar de forma fluída. A Ourense le costaba, si bien la clave eran los rebotes de ataque, pues Oviedo sumaba cinco en los cuatro primeros minutos tras el descanso (39-46). Ahonen y Geks no frenaban desde el triple, pero Zamora se ponía el mono de trabajo, y con el apoyo de Ott, Vidal y Rozitis, sumaban de todos los colores, igualando el choque y obligando a que fuese, esta vez, Javi Rodríguez quién parara el partido. Al fin del tercer cuarto, el Rio Ourense Termal estaba por delante (54-51, min. 30).

En el último período, el cansancio de una rotación más corta, el desacierto en el tiro y los detalles decidieron. Con Zamora como estilete, Ourense aguantó hasta mediado el cuarto las canastas de Víctor Pérez, Nuutinen y, hasta con suerte, de Cárdenas (62-61), pero dos triples de Rosa, uno de ellos de ocho metros bien punteado, eran demasiado para el Rio Ourense Termal, que pese a su tesón entraba en los últimos tres minutos dos tantos abajo (64-66). Con el partido en un puño, una bandeja errada por Vidal acababa en triple, y dos tiros errados por el COB terminaban con otro triple de Ahonen, poniendo el +8 para Oviedo con menos de dos minutos por jugarse. En esas, siguió lanzando el COB, pero los tiros no entraron y Oviedo se llevó la victoria. Al final, 67-74. Derrota en los últimos minutos entre dos equipos aguerridos, luchadores y muy igualados.

 

La semana próxima el Rio Ourense Termal se desplaza a Castellón, y el 2 de noviembre volverá al Pazo Paco Paz para enfrentarse al Actel ForÇa Lleida.