Justa victoria de Club Ourense Baloncesto ante Leyma Coruña en el derbi de Riazor por 63-70, que salvo unos minutos del segundo cuarto siempre fue a remolque en el marcador.

 

Magnífico partido de los ourensanos muy bien dirigidos por un espléndido Pedro Rivero ( 17 puntos, 5 asistencias y 18 de valoración) muy bien secundado por Chase Fieler, MVP del partido,  incansable tanto en defensa como en ataque ( 15 puntos, 6 rebotes y 24 de valoración) y por Deividas Busma ( 14  puntos, 9 rebotes, 5 de ellos ofensivos y 17 de valoración).  

Comenzaba el partido con ambos equipos muy dubitativos debido al respeto que parecía que se profesaban, lo que provocaba errores e imprecisiones. La maquinaria de Club Ourense Baloncesto empezaba a carburar mediado el cuarto y lograba una ventaja de 7 puntos (4-11). Los ourensanos empezaban a anotar con mucha facilidad al revés de lo que sucediera en los primeros compases sobre todo por la pasividad defensiva y en el rebote de Leyma Coruña. El juego era muy rápido y ahí se encontraban más cómodos los ourensanos. 10-17 en el minuto 8 de juego. El COB jugaba cómodo ante la floja defensa de Coruña en la linea de pase de los ourensanos. Gran trabajo debajo de ambos aros de los hombres de Gonzalo García de Victoria que dominaban claramente el rebote, sobre todo el  ofensivo, 7 en este primer cuarto. Leyma Coruña reacciona tímidamente en la recta final del cuarto dejando un apretado 13-17. 

En el segundo cuarto salía Coruña más enchufado y con un parcial de 4 0 de empataba el derbi en menos de 1 minuto (17-17). Busma era el referente ourensano,  que llevaba ya 8 puntos, y acabaría con 14 puntos , 9 rebotes y 17 de valoración. Ourense perdía intimidación e intensidad con Busma en el banquillo y un Rejón no muy fino lo que hacía que Leyma Coruña lo aprovechase  para darle la vuelta el electrónico (22-21), lo que obligaba al técnico cobista a pedir un tiempo muerto. Se producían demasiadas imprecisiones en los dos equipos lo que propiciaba un marcador demasiado bajo y un partido no muy atractivo para el espectador pero si muy tenso y emocionante. 

Leyma Coruña con dos buenas acciones ofensivas, tras sendos errores en ataque de los ourensanos debidos a la precipitación ,  se va en el marcador 28-21, se pasó de  7 puntos de ventaja de los cobistas a un -7  a 2 minutos para el descanso. Los hombres de Gonzalo recuperan las senda anotadora obligando a Tito a pedir tiempo. Leyma Coruña estaba mejor ahora en el rebote y quería correr para hacerle daño a Ourense después de rebote defensivo, pero en lugar de eso los ourensanos endosaron un parcial de 7 0 que empataban el partido al descanso. (28-28)

Tras el paso por vestuarios el gran trabajo defensivo de ambos equipos mantenía la igualdad en el marcador mediado el tercer cuarto 36-37. Ourense quería despegar pero Leyma Coruña se resistía aguantando la velocidad que quería imponer Pedro Rivero y que Chase Fieler se encargaba de rematar, 38-42 en el min 6. Leyma estaba excesivamente fallón en los libres. Los ourensanos poco a poco se iban en el marcador ante la desesperación de Tito Díaz que pedía tiempo para intentar reducir la máxima hasta el momento  (38-47).  Se llegaba al final del cuarto con una renta de 6 puntos para los ourensanos. 45-51

Se llegaba al último cuarto y el COB conseguía 8 puntos de renta en los primeros 2 minutos 47-55. Un gran Guillermo Rejón apareció en el cuarto para dar un clinic de asistencias y anotación para mantener una ventaja que rondó los 8 puntos y que tuvo una máxima de 12 que se hizo insalvable para los herculinos para terminar con el  63- 70 final. 

Tercera victoria consecutiva después de tres derrotas consecutivas para un Club  Ourense Baloncesto que este año gusta y se gusta. Gran lectura del partido y con un buen planteamiento del mismo por parte de Gonzalo García de Victoria, la buena defensa del bloqueo directo una buena lectura en ataque siendo muy serios atrás hicieron que los cobistas asaltasen Riazor para llevarse el derbi en una importante victoria ya que ahora les espera la jornada de  descanso y 2 partidos lejos del Pazo.