CD Lugo 2-3 Nástic | Excesivo castigo para los locales

 

FICHA TÉCNICA:

CD Lugo: José Juan; Jordi Calavera, Djaló, Ignasi Miquel, Leuko; Seoane, Sergio Gil (Fede Vico, min.81); Iriome (Caballero, min.75), Campillo, Pedraza (Brayan Perea, min.88); y Joselu.

Nástic de Tarragona: Reina: Suzuki, Iago Bouzón, Bruno Perone, Mossa; Gerard, Tejera, Luismi (José Carlos, min.70), Cordero; Achille Emaná (Álex López, min.87) y Manu Barreiro (Stephane Emaná, min.49).

Goles: 1-0, min.14: Joselu, de penalti.1-1, min.54: Stephane Emaná. 2-1, min.66: Joselu.2-2, min.73: Achille Emaná. 2-3, min.89: Stephane Emaná.

Árbitro: Pizarro Gómez, del colegio madrileño. Mostró amarilla a Achille Emaná (min.20), Mossa (min.56) y Stephane Emaná (min.85), por parte del Nàstic; y a Djaló (min.26) y Seoane (min.72), del CD Lugo.

Incidencias: partido correspondiente a la 22ª jornada  de la Liga 123 disputado en el Estadio Ánxo Carro  ante 3.134 espectadores.

 

Resultados y clasificación

 

En un atractivo partido que estrenaba la segunda vuelta de campeonato liguero para ambos conjuntos, Lugo y Gimnàstic de Tarragona se enfrentaban en busca de tres puntos que les permitieran seguir soñando con cumplir sus objetivos a medio y largo plazo: por parte local, ganar significaría seguir inmerso en la lucha por las posiciones de ascenso a la Primera División del fútbol español y para el Nàstic era muy importante ganar para acercarse a las posiciones de salvación, tesoro que llevan buscando los tarraconenses durante toda la temporada.

El partido comenzó con el equipo local dominando los primeros compases, aunque la primera ocasión clara llegó de los pies del lateral zurdo del Nàstic Mossa. Seguidamente, antes de llegar al primer cuarto de hora de partido, se produjo la primera jugada clave de la contienda: penalti a favor del Lugo por culpa del mismo Mossa y Joselu, goleador estrella del equipo gallego, firmó el 1-0 desde el punto fatídico. Continuó el partido por el mismo sendero, con ocasiones para ambos pero con el visitante Achille Emaná, gracias a su juego a balón parado, provocando bastante peligro en el área rival. Pese a todo esto, el resultado no se movió antes del final de la primera parte y se llegó al descanso con victoria local por la mínima.

Al regresar del paso por vestuarios, se vio rápidamente como el Nàstic no tendría demasiados problemas para poder anotar algún gol: Stephane Emaná se encontró con José Juan en más de una ocasión, hecho que parecía poder llegar a desquiciar al atacante camerunés. No obstante, el mismo Stephane fue quien consiguió igualar el encuentro con la cabeza después de la asistencia de su hermano, el refuerzo invernal estrella del Nàstic, Achille Emaná. Después del gol del empate, el partido seguía con idas y venidas por parte de ambos conjuntos hasta que una buena jugada del canterano del Nàstic Jordi Calavera, actual jugador del equipo gallego, la remató a portería Joselu para poner el 2-1 en el marcador: mazazo importante para los catalanes. Sin embargo, el equipo de Juan Merino no perdió la esperanza y, siete minutos después, Achille Emaná aprovechó un excelente centro de Gerard Valentín para anotar el 2-2 con todavía todo por decidir.

Entonces, en la recta final de partido, pudo ser Joselu quien firmase el gol de la victoria y su tercer gol en el encuentro, pero no estuvo acertado en el momento decisivo; quién consiguió cerrar una gran tarde con otro gol fue el pequeño de los Emaná, que anotó el 2-3 después de cazar un balón dividido en el área grande local, que mandó al fondo de las mallas después de un disparo raso y certero, imposible para el guardameta José Juan.

Finalmente, victoria balsámica para el Gimnàstic de Tarragona que le acerca a las posiciones de permanencia mientras que el Lugo da un paso atrás en su objetivo de terminar la temporada en puestos que le permitan tener posibilidades de soñar con una plaza en la mejor liga del mundo.

Joan Ventura/Los Otros 18

Foto: La Liga